No me gustan los Spoilers, así que tranquilo es lo menos con lo que vengo en esta nota.

Si bien era el capítulo que nos faltaba porque luego de ese final en la 5 temporada, todos nos quedamos felices por la liberación de Jesse, pero haciendo ciento de hipótesis de lo que pasaría.

Luego de seis años llegó el fin de esas cientos de historia y teorías que nos hicimos y que alguna de esas tantas se convirtiera en una película, gracias a la plataforma Netflix que estreno este 11 de Octubre «El camino, una película de Breaking Bad».

Escrita y dirigida por Vince Gilligan, creador de la serie, quien en esta ocasión nos retoma las travesias de Jesse Pinkman, quien en algún momento fuera aprendiz de Walter White. Nuevamente el actor Aaron Paul recupera su popular personaje, siendo ahora el protagonista total de esta apuesta con dos horas de duración. Este es el claro ejemplo de que: «El Alumno supero al maestro».

Por otro lado, el film como ya hemos visto en el trailer, está ambientado tiempo después de los sucesos ocurridos en la última temporada. Nos muestra las consecuencias con las que tiene que acarrear Jesse, tras ser liberado, desde el minuto uno, nos va explicando de a poco todas la decisiones en las que estuvo, a la vez que vamos reconociendo alguno que otros personajes memorables de la serie.

Lo que me encanta de Breaking Bad, es que cada detalle cuenta, cada cosa que puede parecer tonta, en algún punto tiene relevancia o razón de ser y es lo que nos volvieron a regalar. Si bien la primera hora, te mantiene al tanto de lo que fue, será o paso, no lo comparo con la potencialidad de lo que veíamos en TV, porque son dos trabajo muy diferente, pero es genial tener la explicación que muchas veces cuestionamos.

Si bien para entender mucho más El camino, es genial que vean la serie, ademas que la nostalgia la van tener mucho más y hasta sonreír con alguno que otros guiños que nos hacen ver, pero no es imprescindible, si buscan un buen resumen, podrían verla con alguien que no sabe nada de BB.

Dejar un comentario